Materiales

Plumas delgadas del color que tú prefieras.
Broches pequeños que servirán para unir las plumas al broche colgante (broche que pasarás por el orificio de la oreja).
Broches colgantes.
1 pinza.

Procedimiento

Corta un poco el cabo de la pluma, teniendo en cuenta el largo que deseas.
Una vez que la hayas cortado, toma el broche (el cual está abierto en la parte de atrás) y coloca el broche con el cabito de la pluma y ciérralo con la pinza.
Asegúrate de que quede bien sujeto. Una vez que te asegures que la pluma no se cae, pasa el broche colgante por el agujero que posee el broche que sujeta la pluma.
Aprieta nuevamente asegurándote que queden bien unidos. Una vez que lo has hecho, ya tienes un arete listo para usar.

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar

Información Adicional