Una enseñanza basada en actividades lúdicas, que permitirá que, tanto los niños con dificultades en el aprendizaje como los que no las tienen puedan aprender divirtiéndose y que este aprendizaje no sólo se limitara a la adquisición de unos objetivos sino a generar el deseo de seguir aprendiendo.