Tenis de mesa. Con sólo dos o cuatro raquetas y una pelota, pondrás a prueba tu puntería y pasarás tardes de risas en pareja o por equipos.

Estos deportes son ideales para jugar dentro o fuera de casa, aunque jugar afuera tiene la desventaja de que si hace viento, se nos hace más difícil controlar la pelota. En algunos parques, hay mesas de pin-pong hechas en piedra.